976 900 902 | L-J 9:00-17:00h | V 9:00-14:00h

Muletas (bastón inlgles)

Las muletas ortopédicas, también conocidas como bastón ingles, se utilizan durante los periodos de convalecencia, para rehabilitación o como bastón para uso diario. Una muleta, al llevar el apoyo en el antebrazo, ofrece más seguridad a la hora de caminar que un simple bastón, por lo que son mas apropiadas para personas con movilidad reducida o con problemas de equilibrio.

Ofrecemos una amplia variedad de muletas para todas las necesidades, desde las más sencillas, pensadas para períodos cortos de rehabilitación hasta las mas sofisticadas muletas plegables o con amortiguación. Cabe destacar las muletas con puños anatómicos que evitan la sobrecarga de la mano si se realiza un uso intensivo.

Todas nuestras muletas están fabricadas en materiales ligeros como el aluminio para una mayor comodidad de uso.

15 Artículo(s)

Configurar sentido descendente
por página

15 Artículo(s)

Configurar sentido descendente
por página

¿Qué muletas ortopédicas necesito?

Si vamos a necesitar caminar con muletas, lo más importante a la hora de decidirnos por un modelo u otro es el tiempo que se van a utilizar.

Para periodos cortos de tiempo, es decir, por una lesión, cirugía o rehabilitación, son suficientes unas muletas baratas que cumplan su papel, siempre teniendo en cuenta que existen modelos con mejores prestaciones.

Para usos más prolongados, en los que la muleta va a cumplir la función de un bastón, es conveniente buscar un modelo más cómodo, es decir, con un puño blando y/o anatómico o muletas que prevengan el dolor de brazo y hombro como pueden ser las muletas con amortiguación.

Para personas con mayor inestabilidad destacamos las muletas con cuatro patas que darán mayor superficie de apoyo.

Para personas con inestabilidades más leves (y también más presumidas), las muletas plegables son una buena solución que les permitirá llevarla guardada y utilizarla cuando se necesite.

Las muletas con apoyo en antebrazo o con apoyo axilar están indicadas cuando el paciente no puede sujetar la empuñadura normalmente.

¿Cómo regular las muletas ortopédicas?

Apoyando toda la superficie de  la contera (base de la muleta), la empuñadura debe quedar a la altura del hueso de la cadera (trocánter mayor). Viene a ser aproximadamente a la altura de los bolsillos de un pantalón.

La abrazadera que rodea el antebrazo debe estar posicionada a 5cm. por debajo del codo.

 

Es importante revisar con frecuencia el estado de las conteras de caucho y cambiarlas antes de que asome la parte metalica de las muletas para prevenir caídas.

Si necesita mas información sobre como se camina con muletas puede consultar nuestro blog:

http://www.ortoweb.com/blogortopedia/muletas-baston-ingles/

x
Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.